Una breve historia (de la resistencia) de la ciencia (V.2, N.3, P.5, 2019)

Facebook Twitter Instagram YouTube Spotify
Tiempo de leer: 6 minutos

Texto escrito en colaboración con Gabriela Dias

Sócrates, Giordano Bruno, Galileo Galilei, Albert Einstein. Usted ciertamente ha escuchado al menos uno de estos nombres. Schrödinger, Heisenberg y Born son nombres más familiares a quienes ya han cursado alguna materia de las ciencias exactas. ¿Qué tienen en común? Son pensadores, filósofos, científicos reconocidos hasta hoy por sus ideas revolucionarias, que contrariaban las ideas establecidas en su época.

Sócrates nació en 470 a.C. y fue un gran pensador de la antigüedad, aunque no dejó ningún trabajo escrito. Conocido por defender el diálogo como método de enseñanza, sus ideas se conocen a partir de los escritos de otros pensadores, que fueron sus discípulos y seguidores, como Platón y Aristóteles. Al final de la vida, fue arrestado, juzgado y condenado a muerte por “corromper la mente de los jóvenes atenienses” y “no creer en los dioses del estado”.

Giordano Bruno fue un teólogo, filósofo y fraile italiano, nacido en 1548. Fue preso por defender ideas contrarias a las establecidas por la religión católica, como la infinidad del universo, que el sol es una estrella como otras observadas en el cielo nocturno y el heliocentrismo. Por esas ideas y también por otras que contrariaban los dogmas católicos, fue condenado a la hoguera por la inquisición. Se quedó preso por ocho años y fue quemado en 1600.

La historia de Galileo usted probablemente ha oído hablar. Su principal obra es el “Diálogo sobre os dois principais sistemas do mundo” (Diálogo sobre los dos principales sistemas del mundo), publicado en 1632. En ella se presenta y defiende (con años de experimentos y observaciones) la visión copernicana del “universo”, con el sol en el centro y los planetas girando en torno a él, en contraposición a la visión aceptada en aquel momento histórico, con la Tierra en el centro y todos los cuerpos celestes, incluyendo el sol, girando a su alrededor. Acusado de herejía por la iglesia católica, Galileo fue condenado a contradecir públicamente lo que defendía en su obra y permaneció en “arresto domiciliario” por el resto de su vida. En 1992, el papa Juan Pablo II pidió perdón en nombre de la iglesia católica por la condena de Galileo.

Erwin Schrödinger, Werner Heisenberg y Max Born fueron algunos de los científicos responsables del desarrollo de la teoría cuántica, que explica fenómenos que ocurren en escala atómica y subatómica (usted puede saber un poquito más sobre esta teoría haciendo clic aquí [ver enlace en la versión en portugués]). Desarrollaron sus investigaciones en la primera mitad del siglo XX, principalmente en universidades alemanas. Con el advenimiento y crecimiento de las ideas antisemitas propagadas por el nazismo, acabaron abandonando Alemania y se exiliaron en países como Inglaterra y Estados Unidos.

Estos son sólo algunos nombres de filósofos y científicos que han sido de alguna manera perseguidos y/o condenados por sus ideas. Muchos otros más tuvieron fines trágicos como la muerte o el exilio. ¿Todo esto parece lejano? ¿Es cosa de la edad media? ¿Ataque de extremistas que ya se ha superado y que no podrían repetirse en una sociedad civilizada y democrática? En el año 2014, Ana Rosa Kucinski Silva, profesora del Instituto de Química de la Universidad de São Paulo (USP), y su marido Wilson Silva, desaparecieron en abril de 1974. Sólo en 2014, con los trabajos de la Comisión Nacional de la Verdad, fueron asesinados por agentes de la represión de la dictadura militar instaurada en Brasil en 1964. En la misma época, la pareja Victor y Ruth Nussenzweig (biólogos) se exiliaron en los Estados Unidos después de que Víctor se convirtió en blanco de una investigación militar. Fueron contratados por la Universidad de Nueva York, donde continuaron las investigaciones para el desarrollo de una vacuna contra la malaria, y continúan allí hasta hoy. Isaias Raw, profesor de la Facultad de Medicina de la USP, quedó preso durante 13 días en 1964, acusado de actividades “subversivas” por la comisión interna de la universidad. Cabe destacar que cualquier actividad podría ser clasificada como subversiva y motivar una prisión, pero la mayoría de las veces no había ninguna amenaza, esa prisión era totalmente arbitraria.

Perciba que estos últimos relatos no son tan antiguos, ¿no es así? El propio reconocimiento de que muchos de estos profesores y científicos fueron víctimas de ataques contra los derechos laborales, civiles, políticos y humanos ocurrió hace 4 años. Aún hoy algunas informaciones continúan siendo actualizadas, personas continúan desaparecidas y preguntas continúan sin respuestas.

“A Sociedade Brasileira de Física” (SBF) (La Sociedad Brasileña de Física) publicó el 28 de marzo de 2019 la materia “SBF relembra físicos perseguidos pela ditadura militar de 1964” (SBF recuerda a los físicos perseguidos por la dictadura militar de 1964, ver enlace en la versión en portugués) , que cita a los físicos Mario Schenberg, Elisa Esther Frota Pessoa, Jaime Tiomno, José Leite Lopes, Plínio Sussekind da Rocha, Sarah de Castro Barbosa, que fueron jubilados obligatoriamente en 1964. Hoy, 31 de marzo de 2019, se cumplen 55 años del inicio del régimen militar, que perduró hasta 1985. En función de ello la “Sociedade Brasileira de Química” (SBQ) (Sociedad Brasileña de Química) lanzó una nota declarando su repudio (ver enlace en la versión en portugués) a cualquier tipo de conmemoración que remita a la dictadura militar en el Brasil: “Não é dia de comemorar. Pelo contrário. É dia de homenagear os que tombaram” (No es día de conmemoración. Por lo contrario. Es día de homenajear a los que cayeron).

En 2014, se lanzó el “Projeto Ciência na Ditadura” (Proyecto Ciencia en la Dictadura), que “consiste num levantamento dos pesquisadores e professores universitários perseguidos ou que tiveram suas carreiras acadêmicas prejudicadas em função de questões de natureza política” (consiste en un levantamiento de los investigadores y profesores universitarios perseguidos o que tuvieron sus carreras académicas perjudicadas en función de cuestiones de naturaleza política). Según lá página en la internet del proyecto, 471 científicos sufrieron en ese período de nuestra historia, ya sea porque fueron arrestados, torturados, asesinados o exiliados; demitidos, jubilados, sometidos a investigaciones militares, cuyos libros fueron prohibidos, tuvieron que huir del país en función del clima de persecución política, o sufrir boicot a su trabajo científico e intelectual.

Así como ese proyecto, otras iniciativas se han realizado para preservar las memorias de la resistencia y de la represión militar ocurridas durante la dictadura y garantizar que sea sólo un triste recuerdo del pasado que no venga a asombrar nuestro futuro. En São Paulo, por ejemplo, existe el “Memorial da Resistência” (Memorial de la Resistencia), ubicado en el edificio de la antigua sede del DOPS (“Departamento de Ordem Política e Social” [Departamento de Orden Político y Social], órgano responsable de la represión política y censura durante el régimen militar). Este Memorial cuenta un poquito de esa historia y de la persecución que ocurrió en varias universidades del país.

Recordar estos hechos no significa que nos gusta cortar la herida para verla sangrar, sino que nosotros, como sociedad, debemos sacar una lección de este triste momento histórico. Necesitamos señalar y recordar para que la misma piedra no nos haga tropezar de nuevo abriendo otra herida.

Para saber más, listamos algunas páginas en la internet que traen más información sobre los científicos e intelectuales brasileños perseguidos en esa época sombría de nuestra historia reciente y también textos que recuerdan las persecuciones políticas e ideológicas sufridas por investigadores y pensadores a lo largo de la historia (ver enlaces en la versión en portugués).

Fuentes:

Fuente de la imagen destacada: Arquivo pessoal.

Para visitar: Memorial da Resistência http://www.memorialdaresistenciasp.org.br/memorial/

Para saber más: (no Brasil) Playlist com documentários sobre a Ditadura Militar Brasileira no YouTube

http://www.sbq.org.br/ensino/workshop/nota-publica-da-divisao-de-ensino-da-sociedade-brasileira-de-quimica-sobre-31-de-marco

http://cienciaecultura.bvs.br/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S0009-67252014000400015 https://portal.fiocruz.br/noticia/ditadura-regime-instituido-pelo-golpe-ha-50-anos-deixou-marcas-no-campo-da-ciencia http://www.revistahcsm.coc.fiocruz.br/projeto-identifica-cientistas-perseguidos-pela-ditadura-militar/ https://oglobo.globo.com/sociedade/ciencia/museu-lanca-site-sobre-cientistas-perseguidos-durante-ditadura-militar-15738975 http://site.mast.br/ciencia_na_ditadura/index.html http://www.sbfisica.org.br/v1/home/index.php/pt/acontece/875-sbf-relembra-fisicos-brasileiros-perseguidos-pela-ditadura-militar-de-1964 https://www1.folha.uol.com.br/poder/2014/12/1560259-relatorio-da-comissao-da-verdade-detalha-prisoes-tortura-e-mortes.shtml (no mundo) https://netnature.wordpress.com/2016/07/11/cientistas-filosofos-e-livres-pensadores-que-a-inquisicao-matou-em-nome-de-deus/ http://www.comciencia.br/punicao-na-ciencia-atraves-dos-tempos/ http://cienciahoje.org.br/a-fuga-de-cerebros-da-alemanha-nazista/ https://nacoesunidas.org/wp-content/uploads/2018/10/DUDH.pdf https://super.abril.com.br/ciencia/9-cientistas-famosos-que-ja-foram-refugiados/

Otros disseminadores:

Texto do Universo Racionalista sobre o atraso científico na Ditadura

Compartilhe:

Responder

Seu endereço de e-mail não será publicado.Campos obrigatórios estão marcados *